Mentalidad 3

Mentalidad 4Se ha abierto una nueva polémica en Chile: ¿Es o no persona el embrión que se forja al interior del cuerpo de su madre? Aunque no se sepa, esta discusión sólo tiene sentido al interior de la filosofía.

La palabra “persona” es definida por primera vez por el último filósofo de la antigüedad romana: Boecio (480-525), quien le dio su sentido actual, es decir, para designar al individuo miembro de la especie humana. Porque, muy especialmente en la biología, llama poderosamente la atención la individualidad de los seres vivos. Estamos tan conscientes de ella que ponemos un nombre propio a todas nuestras mascotas. Pero el individuo humano es muy diferente el canino, equino, etc. Para mostrar esa diferencia, Boecio llamó persona al individuo humano.

La respuesta, pues, a nuestra pregunta viene a implicar determinar desde cuando el embrión es humano. Si hubo un tiempo en que no lo era, habría que determinar qué era: ¿Un pez, un ave? Planteada así la cuestión, la respuesta es obvia: es humano desde el comienzo. La biología ha determinado que, desde el mismo inicio, su ADN es humano.

No hay más que hablar. El aborto da muerte a un miembro de nuestra especie. A tal acto, si no se trata de un injusto agresor, lo llamamos ASESINATO. En otras palabras, los partidarios del aborto son enemigos de los derechos humanos de toda una categoría de seres humanos. Es decir, son genocidas.